8/02/2010


Mierda, hoy el destino ha tirado otra piedra y se han vuelto a remover las aguas. ¿Y ahora qué?

No hay comentarios: